Santoral

Me gustan los santos. Me parece inspirador que el Cielo recompense a las personas que se portaron muy bien, otorgándoles habilidades casi mágicas. Aunque sea después de muertas. Me gusta que sean una especie de legión de superhéroes divinos, cada uno con un poder distinto: uno te consigue pareja si lo paras de cabeza, otro te encuentra trabajo si lo cubres de listones de colores; aquel halla cosas perdidas, el de allá cura enfermedades imposibles para la ciencia médica, y un largo y milagroso etcétera.

Pero creo que hay un montón de santos potenciales más modernos y atractivos a los que se les podría sacar buen provecho. Este es solo uno de ellos:

SanDía

Share Button